#TooLatergram

Amo viajar, y como parte de ese fuerte deseo e irresistible impulso por conocer nuevos lugares y vivir nuevas experiencias – y como toda millennial – sigo a varios bloggers de viajes en Instagram [Instagrammers], les doy “like” a sus fotos, comento y casi siempre, siento mucha envidia por no estar ahí. Así como yo, calculo que deben haber miles y millones de personas que hacen lo mismo. Pues bien, para algunos, esto podrá ser solo un pasatiempo, y hasta una pérdida de tiempo; para otros, los que trabajamos en Marketing, lo consideramos una excelente oportunidad, un nicho, una minita de oro.

El Fondo Mundial para la Naturaleza, WWF por sus siglas en inglés, se dio cuenta de esa oportunidad, y junto a la agencia TBWA\Paris, aprovecharon este “boom” en Instagram para resaltar cómo (y cuántos) hermosos paisajes, en diferentes partes del mundo están siendo destruidos por la contaminación, deforestación y otras formas de destrucción ambiental – entre ellas el turismo que contamina. De acuerdo a la Organización Mundial del Turismo (OMT), los viajes por turismo generan el 2% de los gases de efecto invernadero, movilizando más de 900 milones de turistas al año.

Así pues, y utilizando el hashtag #TooLatergram, WWF y la agencia TBWA\Paris se  aliaron en una campaña de Marketing y Publicidad con nueve conocidos Instagramers que publicaron fotos de diferentes destinos alrededor del mundo, solo para mostrar cuán diferente lucen ahora.

Cada uno de los Instagrammers publicó una pintoresca fotografía de cómo lucían, no hace mucho, uno de los destinos en la lista de lugares prioritarios de conservación del WWF (entre ellos el Amazonas, Galápagos, Madagacar, La isla Sumatra en Indonesia, etc.). Luego, usando la opción de carrusel en Instagram, publicaron una segunda foto del mmismo lugar, pero actual. Las fotos fueron acompañadad por frases como – “Unfortunately, this place no longer looks like that… #TooLatergram #WWF  Dams, pollution, and habitat destruction all threaten the health of the Amur-Heilong Basin. In addition to local pressures, this fragile ecosystem is imperiled by the international demand for timber, energy and animal products. Together we can act before it’s too late.”

Las pulicaciones de los Instagrammers recibieron miles de likes y de comentarios. La campaña, originalmente en ingés,  “viajó” por el mundo y sin necesidad de traducirla a otros idiomas. La website que se creó ara la campaña señala mayor información de los 35 lugares que están en la lista de prioridades de conservación de WWF, el peligro que corren y qué es lo que está haciendo el fondo para ayudar a su conservación.

Mira el video aquí: https://youtu.be/DPM5rsrATSY

 

 

Fuente: Sustainable Brands.